FLORA DE LA COMUNIDAD VALENCIANA


La vegetación valenciana es típicamente mediterránea, y en ella pueden distinguirse los bosques de encinas y carrascas, en muchos casos degradados y sustituidos por coníferas; se extienden desde las sierras de Castellón, por la meseta de Requena y las serranías de Valencia, hasta el norte de la provincia de Alicante, llegando al mar en la cumbre del Montgó (751 m), en Dénia.
El desierto de Las Palmas y la sierra de Espadán son el área del alcornoque, las encinas y los madroños, y en la sierra de Benifasar se encuentra un bosque de hayas. Pero el dominio mayor es el del pino carrasco, aunque también hay pino marítimo (sierra de Espadán) y pino albar (L'Alt Maestrat).
Por encima de los 1.300 m crece la sabina, el quejigo, el roble y el enebro. Cabe destacar los palmerales de Elche y Alicante, aunque no corresponden a la vegetación natural. En las tierras bajas domina el matorral, que va degradándose de norte a sur, en función de la sequedad, y en el que se dan especies esteparias como el esparto, la pita o agave, la chumbera o nopal y el palmito.
En las zonas de bosque degradado predomina el romero, la sabina, el lentisco, el tomillo.

Os dejamos aquí la página del Jardín Botánico, ya que tienen un boletín informativo bastante curioso. Podéis suscribiros a él desde la web del Jardín. No obstante, iremos poniendo por aqu&iacut...
Se trata de un cruce entre la Ophrys Tenthredinifera y la Dianica, y ha sido bautizada como "Pilar Bonat", la profesora de botánica de sus descubridores: Santiago Català, Javier Sospedra y Pablo Tejedor.      &n...
El Centro para la Investigación y Experimentación Forestal (CIEF) dispone de semillas pertenecientes a un total de 566 especies autóctonas de la Comunitat Valenciana destinadas a preservar las áreas naturales protegidas...